viernes, 29 de junio de 2018

A LA TERCERA VA LA VENCIDA. Al pulgón negro le gustan los cenizos.

Cenizo plagado de pulgón en un viñedo ecológico.

Más exactamente: A las hormigas, en verano, les gusta la mielecilla, que segregan los pulgones negros previamente depositados por ellas en los cenizos.

Parece que a los ricos les están entrando ganas de comer sano. Hace ya algunas décadas, que a nuestros vecinos nórdicos, y a algunos centroeuropeos, les ha dado por consumir, y (producir los que pueden), alimentos producidos de forma sostenible, como ahora se dice.

El lema no es solo, somos lo que comemos; sino: Somos lo que comen lo que comemos.

Esta producción integrada tiene como principio, que nada por naturaleza es, ni mala hierba ni mal bichito en su justa medida. Otra cosa es, la proporción y el lugar donde se encuentren.

Una oveja, (por pequeña que sea), en una viña en verano, es con toda seguridad una plaga. Sin embargo pasada la vendimia, un rebaño de ellas ramoneando las “malas hierbas”, es siempre beneficioso por el abonado que  generan para la siguiente campaña. Esto se está volviendo a realizar en las zonas trasmontanas, en las que se están empezando a producir vinos ecológicos.

Las dudas que están apareciendo sobre los nocivos efectos que el glifosato, por ejemplo, como herbicida más utilizado tiene sobre la salud, y en el que se ha podido demostrar, que la mayoría de los estudios sobre los efectos del mismo en humanos, habían sido, (o patrocinados por el entonces dueño de la patente), o bien simplemente se había untando a los investigadores, han terminado por crear desconfianza en los consumidores. De aquí, a la tendencia de consumir  productos naturales hay un paso.

La tendencia es que, según los datos del mapama 2015, Castilla León contaba con 629 operadores ecológicos, (productores y elaboradores); sin embargo ya ese año, Extremadura contaba con 2.939, Castilla la mancha 7.058, y Andalucía 12.764. Solo Murcia, comunidad uniprovincial, tiene 2327.( Eso si, por los 26 parques naturales que tiene Andalucía, en Castilla León existen 40; de lo que se deduce que nuestros osos, lobos, corzos, jabalíes y demás, gozan de buen ecosistema a costa de los lugareños).
Quiero pensar que esta enorme diferencia, no tenga que ver con la forma de pensar de los nativos de esta comunidad, sino, que las autoridades autonómicas con sus leyes, parecen no distinguir entre hormigas y pulgones. (Con esto último, no me refiero a los técnicos en la materia, que conocen bien el tema, y que son a veces los sufridores de las ocurrencias de los altos cargos políticos, venidos como mucho del derecho y siempre del partido que los sustenta). Ejemplos: La anterior consejera de la junta en materia agrícola y la nueva ministra de transición ecológica.

Moraleja: Si la vida te da cenizos, hazte un revuelto, tortilla, infusión, etc.
                    Revuelto de hojas tiernas de cenizo, ajos y piñones.


Como contiene mucho potasio, es ideal para mejorar el compost  para el viñedo. En la ciencia de la vida hindú, se utiliza como planta diurética, y para el tratamiento de las almorranas o hemorroides. Volviendo a la moraleja; si la situación de la vida te da p.. c..., recuerda, cenizos.


1 comentario:

Anónimo dijo...

Yo también estoy a favor de la agricultura sostenible.