jueves, 25 de febrero de 2010

OTRA JOYA DE LAS ARRIBES

Al amanecer

Preparada para asar
.............

Pasadas las lluvias de estos días acaecidas como es sabido, gracias, a las plegarias de nuestros mandatarios en Copenhague,(a los que habrá que tirar al río como se hacía con el santo antaño, para que deje de llover); es de suponer que hongos y setas, afloren en todas las arribes. También claro está, en los viñedos y demás frutales a los que habrá que sulfatar con frecuencia.

Sin duda la reina de las arribes últimamente, pues suele aparecer entre escobas o maleza muerta, es la macrolepiota procera, galamperna o parasol, como de otras formas se la conoce.

Esta, asada sobre plancha o parrilla, solo acompañada por un poco de sal y un chorrito de buen aceite de las arribes, bocato di cardinale.

Para recoger,mejor cortar la base con tijera o navaja para no estropear el micelio. En cuanto al transporte, evitar el plástico por si fermentan en la misma, o le crujen unos euros, contándole a uno lo de las esporas. Estas, hasta pasadas casi 24 horas, no empiezan a soltarlas, y menos estando húmedas.

............




2 comentarios:

Anónimo dijo...

delfi: Ud si que sabe de hongos y de lo que sonpa por delante. Deje ud a los prelados cardenalicios y demás jerarqcas de la iglesia y que no se le ocurra a nadie comerse esos manajares que son exclusivos de las gentes de Arribes.
Que ya que son ganapanes y no gana para ello, por lo menos le queda el consuelo de tener en sus capos semejantes manjares que ellos no pueden catar.
¡Que se fastidien! ¡ Con un ¡¡PAR!! como dicen por ahí. ¡hay que jorobar

Angel dijo...

Y maruja,berros,espárragos,etc.Este año se van a forrar poniendo multas.
Mala leche que tiene uno Delfina.
Imagino te gustará lo que va saliendo.Un saludo. Angel